¿Aprueba o rechaza? En medio del debate por la prescindencia del Presidente Sebastián Piñera frente al plebiscito constitucional del 25 de octubre, una encuesta de Criteria logró captar cuál es la percepción de la ciudadanía respecto del voto del mandatario: a menos de dos meses para la consulta nacional, un 66% del total de encuestados piensa que el Presidente votará Rechazo.

Las razones son diversas y fueron planteadas en una pregunta abierta por los propios consultados. Ante la pregunta “¿Por qué cree que el Presidente votaría Rechazo?”, un 19% señaló que por sus intereses personales, o porque no quiere perder sus privilegios; un 17% lo cree por su ideología, y un 12% lo cree porque “no le conviene que gane el Apruebo”. Otras razones que se mencionaron, aunque en menor medida, son “le gusta la actual Constitución”, “no le interesa la ciudadanía” y “protege a los empresarios”.

“La prescindencia declarada no supone que las personas no le atribuyan intenciones. Y la presunción mayoritaria es que el Gobierno está con el Rechazo. La falta de foco y agenda que tiene el Gobierno en torno al plebiscito puede estarse interpretando como desinterés, reforzando la idea del Rechazo”, dice el director de Criteria, Cristián Valdivieso.

En tanto, un 15% piensa que Piñera votará Apruebo y un 19% cree que no sabe aún por qué opción votar. Las razones para creer que está a favor de una nueva Constitución, según los encuestados, son porque “él lo ha dicho” o lo ha manifestado en sus acciones, “Chile necesita cambios”, “apoya al pueblo” o “por temor a la izquierda”. En cambio, entre quienes piensan que aún el jefe de Estado no tiene claro su voto, lo hacen porque “está viendo qué le conviene más”, “por la presión de ambos lados”, “no sabe nada” o “no es una persona clara”.

“El Presidente está en un zapato chino en relación al plebiscito. Si el Gobierno no manifiesta una postura o un evidente interés en el proceso constituyente, quedará timbrado con que estuvo más cerca de desear que ganara el Rechazo. Pero una lectura es que prefiere quedar asociado al Rechazo y a la prescindencia, de otro modo quedaría mal con su coalición y no quiere generar una fricción mayor. Él apuesta a que si la coalición no se quiebra, tiene una alta posibilidad de seguir gobernando”, plantea Valdivieso.

En el caso de los ministros del comité político, la ciudadanía piensa que todos ellos se han ido inclinando cada vez más hacia el Rechazo, incluido el ministro Ignacio Briones (Hacienda), quien ha manifestado que votará por el Apruebo. La posición del ministro Víctor Pérez (Interior) sería la más marcada por el Rechazo, pues un 82% piensa que votará por esa alternativa. Le siguen la ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar (69%); el ministro secretario general de la Presidencia, Cristián Monckeberg (68%); el mismo Briones (64%), y el ministro secretario general de Gobierno, Jaime Bellolio (59%). Fueron medidos también el canciller Andrés Allamand y el ministro de Defensa, Mario Desbordes. Este último sería la excepción en medio de los ministros evaluados: en comparación a la misma medición que se realizó en julio, en agosto las personas que creen que el ministro votará Apruebo aumentaron al 50%. En el caso de Allamand, un 78% cree que votará Rechazo.

Entre quienes contestaron la medición, un 74% votará Apruebo y un 17%, Rechazo. Tras este resultado, Criteria consultó a quienes prefieren una nueva Carta Magna: “¿Votarías el día de mañana por un candidato presidencial que votó Rechazo en el plebiscito por una nueva Constitución?”. Un 85% contestó que no.

“Este plebiscito puede transformarse en un clivaje relevante de cara a los futuros presidentes. El día de mañana, el haber estado del lado del Apruebo te da una carta de viabilidad para una candidatura presidencial. Puede ser una posibilidad para un candidato de proyectarse. Condicionará el futuro”, concluye el director de Criteria.

LEER MÁS